Como Hacer Ayunos Para Dios?

Como Hacer Ayunos Para Dios
El día de ayuno – Los Santos de los Últimos Días ayunan un domingo al mes y en ese día no ingieren alimentos ni líquidos por dos comidas consecutivas. O sea que desde la comida que ingerimos el sábado, no volvemos a comer ni a beber hasta la comida del día domingo a la misma hora.

  1. Todos los miembros que físicamente puedan hacerlo, deben ayunar;
  2. Debemos alentar a nuestros hijos a ayunar después de que hayan sido bautizados, pero nunca debemos forzarlos;
  3. El día de ayuno es un día especial en el cual nos humillamos ante el Señor en ayuno y oración; es un día en que oramos para pedir perdón por nuestros pecados, para tener el poder que se requiere para vencer nuestras debilidades y para perdonar a los demás;

En el domingo de ayuno, los miembros de la Iglesia se reúnen y participan de la Santa Cena; se fortalecen a sí mismos y los unos a los otros por medio de los testimonios que dan en la reunión de ayuno y testimonio.

  • ¿Cómo le ha beneficiado el dar su testimonio durante la reunión de ayuno y testimonio? ¿En qué le ha beneficiado escuchar a los demás dar su testimonio?

¿Cómo se hace un ayuno a Dios?

La Iglesia Cristiana, considera el ayuno como una ayuda para fortalecer el espíritu y acercarse más a Dios. Se basa en la abstención completa o parcial de la comida, negando algo al cuerpo, para darle prioridad a una parte espiritual, a la relación con Dios.

  1. Lea también: ¿Cómo bajar de peso sin dejar de comer?  El principal motivo para realizar esta práctica de manera espiritual es mostrar obediencia, amor y sumisión al ser supremo, como acto de humildad y sacrificio , nunca con motivos egoístas;

Cabe resaltar, que el único día que era “obligatorio” de ayuno según la ley en el Antiguo Testamento, es el Día de Expiación, combinado con el día de reposo; sin embargo, el ayuno ya no se considera como una imposición. Para más información escuche la entrevista completa..

¿Cuál es la mejor manera de ayunar?

¿Qué es el Ayuno y Cómo se hace? | Pastora Yesenia Then ► Serie (ARTILLADOS)

Cómo es un Ayuno de 24 horas – Consiste en no comer nada durante uno o dos días no consecutivos; por ejemplo, martes y viernes. En realidad, con esta pauta acabas comiendo a diario pero solo una vez ese día. Por ejemplo, el día que empieces comes a mediodía con normalidad, pero ya no ingieres nada más hasta la comida del día siguiente.

¿Cuál es el verdadero ayuno que agrada a Dios?

Introducción Si algo me he propuesto en la vida es encontrarle sentido a las prácticas religiosas, y claramente pienso que si no lo hago, de nada me sirven. La sola observancia insípida de ritos y costumbres me alejan de lo que Jesús nos propone en el camino de la integridad. Lo interesante en este caso es que puedo retrotraerme incluso antes de Cristo y citar al profeta Isaías que nos revela el verdadero significado de una práctica, que por lo que veremos poco tiene que ver con la ausencia de alimentos, o con una competencia tipo faquir de quien puede mantenerse más tiempo sin comer y/o beber.

  • El ayuno verdadero En el relato de Isaías 58, Dios se enoja con su pueblo al delatar en sus prácticas religiosas la hipocresía;
  • Dejar lo importante y sobrevalorar lo superfluo;
  • Dios les dice;
  • “No los escucharé;

No ayunen como hasta hoy, definitivamente no me agrada” (v1; paráfrasis del autor) ¿Y cuál es el ayuno verdadero? De chico me enseñaron muchas cosas sobre los horarios y las comidas. -El verdadero ayuno es desde que sale el sol hasta que se pone- dicen unos; otros piensan que es desde que te levantas, sin desayunar, hasta la cena.

Algunos dicen que se puede tomar agua, otros que no se puede ingerir ningún alimento, ni bebida. Otros permiten los jugos, etc. etc. Los que sostienen que es sin alimentos ni agua, no comprenden como Jesús pudo mantenerse vivo esos 40 días en el desierto sin deshidratarse y desde allí en adelante las preguntas (algunas de ellas graciosas que alguna vez me hicieron) suman lío al rito.

¿Uno se puede lavar los dientes mientras ayuna?, y si algo de agua uno traga en el buche… ¿se corta el ayuno? Si es válido tomar jugos, ¿no es lo mismo comerse una naranja? o ¡1 kilo de naranjas! ¿Cuántas veces debo orar en ese proceso de no ingerir alimentos? ¿Qué cosas puedo hacer mientras tanto? ¿Se puede mirar TV, las noticia o alguna serie de Netflix? Esto nos demuestra lo alejado que estamos de un ejercicio espiritual de amor a Dios, amor propio y amor al prójimo que se plantea en el ayuno verdadero.

  1. Lo primero que deseo subrayar es que, a pesar de lo aprehendido en nuestras costumbres eclesiásticas, un día de ayuno no necesariamente es un día triste o de luto;
  2. ¿Es tal el ayuno que yo escogí, que de día aflija el hombre su alma, que incline su cabeza como junco, y haga cama de cilicio y de ceniza? ¿Llamaréis esto ayuno, y día agradable a Jehová? Isaías 58:5 Ésta pregunta retórica nos lleva a pensar, que un día de ayuno debe ser un día agradable a Jehová y para Dios por lo visto no es necesariamente agradable ver a sus hijos tristes, arrodillados, arrepentidos y culposos;

Y mucho menos verlos invirtiendo el orden de lo importante de la práctica, invitando así a la hipocresía a adueñarse de la situación. También me atrevo a pensar que si los hijos de Dios debemos estar entristecidos por nuestros pecados es porque estamos haciendo tan mal las cosas que debemos pasarnos la vida de arrepentimiento en arrepentimiento.

  • Si el ayuno solo sirve para los pecadores de alta gama, entonces es una herramienta de bajo nivel espiritual para aquellos que no están desplegando sus alas a otras esferas y nunca levantan la cabeza del barro;
You might be interested:  Quien Es Dios?

Y aunque David (por tomar un ejemplo) haya ayunado en estas condiciones, no debemos olvidar que lo hizo después de haber pecado de la peor manera en su vida. Se acostó con una mujer ajena, mandó a matar a su esposo, engendró un hijo con ella, y al nacer, lo vio morir lentamente durante 7 días.

  • (1 Sam 12:16–23) A situaciones similares deseo evitar más que reproducir;
  • ¿Su ayuno fue buen ejemplo? Si, pero su pecado no;
  • ¿Se podría haber evitado ese ayuno? Si, evitando semejante pecado;
  • Pero ¿si se evita el pecado, el ayuno deja de ser útil y vigente? La respuesta es: No;

El ayuno es una practica de bendición que no está vinculada al pecado necesariamente. Dios no solo ha instalado el ayuno para esos casos, también tiene una versión positiva del mismo. Hay secretos reveladores en esta práctica profunda. Entonces les propongo 7 pasos-ejercicios de ayuno….

  1. mi abuela decía: “Como Dios manda”;
  2. Son ejercicios espirituales introspectivos de gran profundidad;
  3. Necesitaremos una gran determinación de superación personal;
  4. Deberemos analizarnos a nosotros mismos, indagar en nuestro interior, identificar cosas (actitudes pensamientos, conductas, maneras de hablar, de hacer y reaccionar), conectarnos con Dios y sus verdades, y a la vez con el prójimo; y actuar en consecuencia;

Estos pasos están extraídos de Isaías 58:1 al 11 y podemos dividirlos en dos partes. Una totalmente interior, individual, de amarse a uno mismo (pasos 1 a 6). La otra, de acción directa; de amor al prójimo. Concreto y tangible. (paso 7) Para ambos ejercicios espirituales debemos concentrarnos, orar y meditar profundamente.

  • Si esto requiere que dejemos de comer para hacerlo por unas horas, es más, hasta dejar de cocinar para no invertir tiempo de nuestro día en eso, entonces estará muy bien;
  • Pero descubriremos que no comer aquí no es el secreto principal;

Haciendo la comparación inversa pienso en ¿cuánto tiempo uno le dedica a un buen asado, o a esas comidas que requieren mucha preparación? Yo me levanto temprano, voy a la carnicería, elijo especialmente la costilla, el vacío, un buen matambre, chorizo de cerdo y porque no algunos chinchulines.

  • Mientras prendo el fuego, con leña por supuesto, dejo la carne fuera de la heladera para que tome temperatura ambiente;
  • Cuando la braza está lista, muy, pero muy lentamente pongo la carne a fuego lento;
  • Primero los chinchulines trenzados previamente adobados con limón, sal y ajo, y los chorizos, para que salgan a modo de picada;

Luego la costilla del lado del hueso, el vacío del lado de cuero; el matambre al último doblado a la mitad para que no se seque. El secreto está en salar la carne solo cuando ya está puesta en la parrilla de un solo lado, para que la sal no seque los jugos.

  • Un pequeño golpe de calor para sellar y a esperar;
  • Después de unas 2hs de cocción nos podemos sentar a la mesa;
  • Hasta el final del proceso, café mediante, o té digestivo en su reemplazo;
  • Han pasado (desde que salí a hacer las compras, hasta lavar los platos) unas 6 o 7 horas;

¡Se dan cuenta la cantidad de tiempo invertido en la comida! Es necesario dedicarle ese valioso tiempo al ejercicio espiritual. Yo sé que muchos argentinos compatriotas estarán pensando: Martín, no hay nada más espiritual que un buen asado (lo cual comparto, jejeje).

  • Pero hablando en serio, en un mundo tan falto de tiempo, donde estamos tan aturdidos por la vorágine diaria, separar tiempo para dedicarnos a bucear espiritualmente, es tan, o más importante que compartir un asado con amigos y/o familia;

(no debemos dejar de hacer ni una cosa ni la otra) Un párrafo más con respecto a la disciplina de no comer. Poder controlar y dominar nuestra mente, ejercer nuestra fuerza de voluntad y mantener durante horas la concentración espiritual, sujetando nuestro cuerpo a esa práctica es una muestra de dominio y control sobre nuestro ser.

  1. Algunos creen que no comer durante días, genera un estado de conexión espiritual per se, que abre las puertas a otra dimensión y en realidad solo estamos desvaneciendo de hambre;
  2. Ayunar no es entrar en un viaje de ayahuasca;

Al contrario de perder el control y generar una clase de droga que viene por no ingerir alimentos, la práctica debe llevarnos a tener un dominio total de la sobriedad, una atención plena y una conciencia absoluta del ámbito tripartito de nuestro ser. Esto luego también nos llevará a replantear nuestra alimentación por completo, ya que muchos alimentos que ingerimos nos generan una clase de perdida de la sobriedad y la intensión superior es lograr un estado de cuidado y conexión constante al respecto.

Los 7 pasos de un verdadero ayuno 1. Desatar ligaduras de impiedad 2. Soltar cargas de opresión 3. Liberar a los quebrantados 4. Romper todo yugo 5. No usar el dedo amenazador 6. No hablar vanidad 7. Compartir con el necesitado En los siguientes artículos iré desarrollando cada uno de los 7 puntos.

#pasenYvean.

¿Cómo empezar un ayuno por primera vez?

Hacer 1 comida al día durante 2 días seguidos ( por ejemplo sobre las 15:00-16:00) sería una forma de hacer 1 día de ayuno (24 horas) camuflado, porque en realidad no pasamos ningún día sin comer, es muy llevadero y para nuestra sorpresa, se pasa menos hambre comiendo menos veces al día.

¿Cuánto tiempo debe durar un ayuno espiritual?

Cita y análisis – El élder Thorpe B. Isaacson declaró: “El ayuno consiste en la completa abstinencia de comida y de bebida. El ayuno, junto con la oración, su compañera, está destinado a aumentar la espiritualidad, a fomentar un espíritu de devoción y amor hacia Dios, a incrementar la fe en el corazón de los hombres para asegurar así los favores divinos, a alentar la humildad y contrición del alma, a ayudar en la obtención de la justicia, a enseñar a los hombres que … dependen de Dios, y a alentar en el sendero de la salvación a todos los que cumplen debidamente con esta ley” (en Conference Report, abril de 1962, pág. Formule a los jóvenes las siguientes preguntas:

  • • ¿Hasta qué punto debemos abstenernos de comida y bebida al ayunar? (Completamente. )
  • • ¿Cuál es la compañera del ayuno? (La oración. )
  • • ¿De qué manera ha aumentado el ayuno su espiritualidad y su fe?
  • • ¿En qué forma les ha ayudado el ayuno a ser más humildes?
  • • ¿Cómo les ha ayudado el ayuno a aprender que dependemos de Dios?
You might be interested:  Dios Corrige Al Que Ama?

¿Qué se hace en un ayuno espiritual?

Cómo hacerlo ‘Quiere decir que cenamos viernes o por 24 horas no comemos alimentos sólidos, hasta la cena del sábado. Ahí entregamos el ayuno, con una oración por Guatemala y por todos aquellos que están trabajando para que este virus se abstenga’, dice el Pastor.

¿Cómo orar para entregar el ayuno?

Oración de ayuno: Oh Dios, ayúdanos a alimentar a nuestras hermanas y hermanos que tienen hambre – July 21, 2017 Como Hacer Ayunos Para Dios Nota del editor: Hasta el final del 115º Congreso, Pan para el Mundo y sus socios estarán orando y ayunando, como parte de la campaña, En Estos Tiempos: Un llamado a la oración, ayuno y abogacía , para asegurar que nuestros legisladores protejan programas vitales para las personas que luchan contra el hambre. Dios misericordioso, Acércate a mí. Acércate y ayúdame a ver que tu amor y tu misericordia vencerán cualquier desafío que tenga por delante. Oh Dios, ayúdanos a alimentar a nuestras hermanas y hermanos que tienen hambre. Concede que, como nación, podamos trabajar para acabar con el hambre e invertir en asistencia internacional de desarrollo para que a todos los hijos de Dios puedan prosperar.

  • Acércate al Congreso y al presidente, oh Dios;
  • Ayúdalos a tomar decisiones sabias para que podamos cuidar a las personas necesitadas, especialmente en países que ya están sufriendo hambrunas o están al borde de la hambruna;

Acércate a nosotros, oh Dios, porque tu amor es de eternidad a eternidad y en ti encontramos paz. Amén. Da clic aquí para aprender más sobre el movimiento y cómo puedes involucrarte en la campaña, En Estos Tiempos: Un llamado a la oración, ayuno y abogacía.

¿Qué debo hacer antes de ayunar?

Descargar el PDF Descargar el PDF El ayuno es un método que lleva a las personas a privarse de todos los alimentos y bebidas en su régimen alimenticio durante un periodo preciso. El objetivo es limpiar el sistema digestivo, bajar de peso y en algunos casos, se debe a propósitos espirituales o religiosos. En este artículo te presentamos algunas medidas que puedes tomar para preparar tu cuerpo de forma adecuada para el cambio drástico y repentino de tu alimentación durante un ayuno.

  1. 1 Consulta con tu doctor o profesional de la salud antes de ayunar. Hay muchas buenas razones para ayunar, incluso si no padeces de una enfermedad. Sin embargo, hay riesgos potenciales involucrados en el ayuno y es algo que debes discutir con un profesional autorizado antes de ponerte a ayunar sin ninguna preparación. [1]
    • Algunos medicamentos que tomas podrían tener efectos peligrosos en tu organismo durante el ayuno, debido a los cambios en la química sanguínea.
    • Es posible que el ayuno no sea ideal para las personas que experimentan afecciones médicas como el embarazo, cáncer avanzado, presión arterial baja, etc. Si presentas cualquier condición médica, debes consultar con tu doctor antes de ayunar.
    • Este podría llevar a cabo un análisis de orina o de sangre antes del periodo de ayuno.
  2. 2 Determina el tipo y la duración del ayuno que deseas realizar. Hay cientos de prácticas de ayuno. Algunas incluyen solo beber agua, otras solo jugos (o líquidos claros), algunas son por razones espirituales o para bajar de peso o ayudar a mejorar una afección médica. Necesitarás elegir cuál es la que más te conviene. [2]
    • El ayuno de solo agua es un tipo más agresivo de ayuno y uno de los tipos más difíciles. Puedes hacerlo de 1 a 40 días (aunque 40 días definitivamente es algo extremo y no recomendable sin la autorización de un doctor). 10 días es el periodo recomendable para este ayuno. Necesitarás empezar y terminar con una dieta de solo jugos durante dos días.
    • El ayuno de solo jugos es una de las opciones más seguras para ayunar, puesto que sigues obteniendo nutrientes de los jugos que bebes, así que no es tan agresivo como el ayuno de solo agua y es más recomendable. 30 días es el periodo estándar para este ayuno. Debes beber jugos de verduras y de frutas (no mezcles ambas). También puedes tomar tés herbales y caldo de verduras. Asegúrate de colar los jugos para evitar las fibras que harán que tu sistema digestivo trabaje más duro.
    • El ayuno Master Cleanse consiste en una mezcla entre el ayuno de solo agua y el ayuno de solo jugos. En este bebes una mezcla de limones recién exprimidos, agua y jarabe de arce durante 10 días. Es un ayuno fácil porque seguirás consumiendo algunas calorías (aunque no tantas como de costumbre).
    • Los periodos de ayuno pueden durar de 1 a 40 días, dependiendo de tu meta específica y el tipo de ayuno que vas a hacer (ayuno de solo jugos, ayuno de solo agua, ayuno de solo líquidos claros, etc. ) ya que ello determinará la manera de actuar de tu cuerpo frente a la ausencia de gran parte de sus calorías.
  3. 3 Prepárate para los cambios que podrían ocurrir en tu organismo. El ayuno se trata de eliminar toxinas que se han acumulado en tu organismo (este cumplirá dicho objetivo incluso si ayunas por motivos religiosos o espirituales). Por lo tanto, es necesario prepararte para sentirte enfermo y débil, sobre todo al inicio.
    • El ayuno podría provocar efectos secundarios como diarrea, fatiga y debilidad, aumento del dolor corporal, dolores de cabeza, etc. , como consecuencia del proceso de desintoxicación.
    • Considera tomarte algo de tiempo libre en el trabajo o relajarte más durante el día para adaptarte a los efectos del ayuno en tu cuerpo.

    Anuncio

  1. 1 Reduce tu consumo de todas las sustancias habituales y adictivas 1 a 2 semanas antes del ayuno. Mientras más reduzcas la basura que consumes, menos sentirás el ayuno en tu organismo. Por lo tanto, deja poco a poco de beber alcohol y trata de reducir o dejar de fumar por completo.
    • Este procedimiento disminuirá cualquier síntoma de abstinencia potencial que podrías experimentar durante el ayuno y reducirá las toxinas que el ayuno eliminará de tu cuerpo.
    • Las sustancias habituales y adictivas incluyen: alcohol, bebidas con cafeína como el café, el té y la soda, cigarrillos o cigarros.
  2. 2 Modifica tu dieta 1 a 2 semanas antes del ayuno. Además de eliminar las sustancias adictivas, será necesario hacer un cambio en tu dieta de modo que tu organismo no tenga que trabajar muy duro para eliminar las toxinas y las sustancias dañinas que no dejarás de comer estos días. [3]
    • Una buena forma de lograrlo poco a poco es eliminar unas cuantas cosas al día (productos de azúcar refinado durante los dos primeros días, carne los dos siguientes días y luego los productos lácteos, etc.
    • Disminuye tu ingesta de chocolate y otros alimentos que contengan azúcar refinado y que sean ricos en grasas (como las sodas, el chocolate, los dulces y los productos de panadería y pastelería).
    • Come porciones más pequeñas de carnes de modo que tu sistema digestivo no tenga que trabajar tan duro y de modo que tu organismo empiece a acostumbrarse a funcionar con menos calorías que lo usual.
    • Disminuye tu consumo de carnes y productos lácteos, debido a que pueden obstruir tu organismo y son más difíciles de digerir.
    • Aumenta las porciones de las frutas y verduras cocidas o crudas que consumes. Esto mejorará el proceso y habrán menos toxinas que eliminar.
  3. 3 Limita tu dieta 1 a 2 días antes de ayunar. Aquí es cuando realmente debes asegurarte de que tu cuerpo esté preparado y es por eso que las personas no pueden entrar en un ayuno sin prepararse con anticipación (o si lo hacen, tendrán más dificultades durante el ayuno).
    • Come solo frutas y verduras, puesto que limpiarán y desintoxicarán tu cuerpo como preparación para el periodo de ayuno.
  4. 4 Bebe abundante líquido. Bebe solo agua, jugos de frutas y verduras hechos de frutas o verduras crudas y frescas. Necesitarás aumentar tu ingesta de líquidos durante el periodo previo al ayuno para ayudar a mantenerte hidratado y preparar a tu organismo para recibir solo líquidos durante un tiempo.
  5. 5 Haz ejercicios moderados. No debes hacer mucho ejercicio, pero definitivamente necesitarás hacer un poco para asegurarte de mantener la circulación del líquido linfático y el funcionamiento adecuado del sistema vascular. Haz un poco de yoga lento o sal a dar una caminata moderada.
    • Sé consciente de que te sentirás cansado, incluso en el periodo preparatorio para el ayuno, pero no te preocupes por ello. Simplemente adapta tus niveles normales de actividad para que se adecuen a dicho cansancio.
  6. 6 Descansa mucho. Si duermes y descansas lo suficiente, eso determinará qué tan bien harás el ayuno y qué tan bien te recuperarás después. Asegúrate de dormir lo suficiente en la noche y de relajarte durante el día.
    • Es por eso que es mejor planearlo con anticipación, en vez de entrar en ayuno de forma precipitada. Necesitarás tiempo para recuperarte y descansar. En consecuencia, será necesario asegurarte de no tener un horario muy ocupado.

    Anuncio

  1. 1 Asegúrate de conocer los efectos físicos que experimentarás. El ayuno tiende a ser más incómodo y difícil durante los dos primeros días y generalmente esos son los días en que las personas lo abandonan. Pero si lo superas, probablemente empezarás a sentirte mejor desde el día 3 en adelante, con episodios ocasionales de malestares a medida que tu cuerpo sana y se purga. [4]
    • En la primera etapa (normalmente los días 1 y 2) del ayuno podrías experimentar dolores de cabeza, mareos, náuseas, mal aliento y lengua muy cargada (o saburrosa). Estos solo son signos de que tu cuerpo está limpiando tu sistema de toxinas. Probablemente también tendrás mucha hambre durante esta etapa.
    • En la etapa 2 (del día 3 al 7, dependiendo del ayuno)) tu piel podría volverse grasosa y podrías empezar a sudar un poco, pero ello significa que tu cuerpo está empezando a adaptarse al ayuno. Tus senos nasales podrían pasar de obstruidos a despejados varias veces.
    • En las últimas etapas, tus intestinos liberarán su carga, la cual puede salir como diarrea o heces sueltas y puede contener mucho moco, puesto que no ha entrado nada en tu cuerpo durante varios días. Tu aliento seguirá oliendo mal hasta que tu cuerpo se haya deshecho de las toxinas. Probablemente también sigas sintiendo pocas energías, ya que tu cuerpo tiene menos (o nada) calorías para mantenerlo.
  2. 2 Mantén tu ayuno. Muchas veces las personas se rinden los dos primeros días a causa de los malestares y creen que no mejorarán. A menos que padezcas de una condición médica grave (lo cual será necesario consultar con tu doctor), romper tu ayuno antes de tiempo no traerá ningún beneficio para tu cuerpo.
    • Establece tu objetivo. Antes de empezar a ayunar, haz una declaración clara respecto al motivo de tu ayuno. ¿Es por razones de salud? ¿Es por motivos religiosos? ¿Deseas limpiar tu organismo? Haz de ello una declaración clara y recuérdate tu objetivo en los momentos difíciles del ayuno.
    • Haz un compromiso. A veces puede ser útil hacer que un amigo o un familiar de confianza te ayuden a mantener tu compromiso de ayunar. Es más difícil romper un ayuno cuando alguien está supervisándote.
    • Registra tu ayuno. Mientras te preparas para el ayuno, anota cada día lo que comes, cómo te sientes y cuál es tu objetivo. Hazlo durante el ayuno, de modo que veas la forma en que tu cuerpo cambia y procesa dicho cambio y te mantengas concentrado en tu objetivo.
    • Prepárate físicamente. Esto significa seguir los consejos de tu doctor y seguir específicamente las reglas del periodo preparatorio y del ayuno que has elegido. Incumplirlos puede hacer que tu ayuno sea mucho más difícil e incómodo.
  3. 3 Asegúrate de conocer las ventajas y desventajas para tu salud. Aunque podrían haber buenas razones para ayunar, no es una buena herramienta para bajar de peso, ya que casi siempre recuperas de inmediato el peso perdido después de terminar el ayuno y no puedes añadir ejercicios saludables. [5]
    • El ayuno puede eliminar las toxinas del organismo, en especial para las personas que tienen dietas bajas en nutrientes, como los alimentos procesados. También quema la grasa, que es donde el cuerpo almacena muchas toxinas. El ayuno combinado con una dieta mejorada puede eliminar el lupus, la artritis y enfermedades crónicas de la piel como la psoriasis y el eczema. Además, puede ayudar a curar el tracto digestivo de los que sufren de colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn y ayudar a bajar la presión arterial.
    • Algunos problemas a los que debes prestar atención son: la acidez estomacal (el estómago producirá más ácido durante el ayuno, cuando pienses en comida o huelas comida). Así que si tomas medicamentos para la indigestión, debes seguir tomándolos. También podrías tener problemas de deshidratación durante el ayuno, así que asegúrate de beber mucha agua y líquidos. El estreñimiento también puede ser una molestia, ya que no te ejercitarás tan regularmente (o no comerás alimentos que ayuden al estreñimiento). [6]
    • Las personas que no deben ayunar son los que tienen sistemas inmunológicos comprometidos, diabetes, problemas renales, embarazadas, arritmia cardiaca, etc.

    Anuncio

¿Cuáles son los tipos de ayuno según la Biblia?