Quien Es El Dios Ares?

Quien Es El Dios Ares

Definición – Escucha este artículo Ares SquinchPix. com (Copyright) Ares era el dios griego de la guerra y quizás el más impopular de todos los dioses del Olimpo debido a su temperamento explosivo, su agresividad y su insaciable sed de conflicto. Es famoso por haber seducido a Afrodita , haber luchado sin éxito con Hércules y haber enfurecido a Poseidón matando a su hijo Halirrotio.

¿Qué poder tiene el dios Ares?

Ares (DC Comics)

Ares
Especialidad Inmortalidad Fuerza divina Velocidad sobrehumana Resistencia Divina Nigromancia Proyección de la energía Manipulación del clima Invocar a muertos Manipulación de la realidad Vuelo Control mental Uso de magia Maestro del conflicto y estrategia Provoca batallas y matanzas con su presencia

.

¿Quién mató a Ares dios de la guerra?

Los Alóadas – En una ocasión, Los Alóadas quisieron asaltar el Olimpo. Para llegar arriba, apilaron el Monte Osa sobre la península Pelión. Apolo casi los mata y no lograron asaltar la morada de los dioses, pero raptaron a Ares y lo encadenaron y encerraron en una vasija de bronce durante 13 meses.

Los dioses idearon un plan para rescatar a Ares, entonces Artemisa se ofreció para seducir a Oto , y Efialtes sintió celos. La diosa se transformó en una cierva y se disponía a huir, entonces los hermanos arrojaron sus lanzas, Artemisa huyó, y se mataron el uno al otro.

Mientras tanto, Hermes rescaba al dios de la guerra.

¿Por qué odian a Ares?

El artículo ha sido verificado para garantizar la mayor precisión posible (el contenido incluye enlaces a sitios de medios acreditados, instituciones académicas de investigación y, ocasionalmente, estudios médicos). Todo el contenido de nuestro sitio web se ha revisado, sin embargo, si consideras que nuestro contenido es inexacto, desactualizado o dudoso, puedes contactarnos para realizar las correcciones necesarias. Quien Es El Dios Ares El mito de Ares nos habla de un personaje complejo, con muchos matices en su carácter. Aunque destaca su rol de dios de la guerra, también amó y sufrió. No era invulnerable en su tarea, pues son varios los episodios/relatos en los que sale derrotado. Hay que anotar que el mito de Ares fue mucho más importante en Roma que en la propia Grecia.

  • 4 minutos El mito de Ares señala que este personaje era odiado por todos;
  • Zeus llegó a decir que lo no destruía porque era hijo suyo, pues de lo contrario no tendría compasión;
  • Ares era la violencia que arrasaba, pero que, de algún modo, no lograba imponerse;

Los romanos, un pueblo guerrero y expansionista, veían a esta deidad como uno de sus grandes orientadores. Ellos le dieron el nombre de Marte  y en su honor se hizo el “Campo de Marte” y se bautizó como “Marzo” al tercer mes del año. ” Para la mayoría de los hombres la guerra es el fin de la soledad. -Albert Camus- .

¿Quién es Hades y quién es Ares?

En la mitología griega, Hades (el ‘invisible’), el dios del inframundo, era uno de los hijos de los Titanes Cronos y Rea. Tenía tres hermanas, Deméter, Hestia y Hera, así como dos hermanos, Zeus (el menor de todos) y Poseidón.

¿Por qué Zeus no quiere a Ares?

Historia – Ares es uno de los hijos de Zeus y Hera. Desarrolló un profundo amor por la violencia que superó al de cualquier otro dios, lo que le hizo perfecto como el dios de la guerra. Sin embargo, esto le hizo impopular entre los demás dioses, quienes lo despreciaban por su amor hacía la violencia.

A pesar de ello, se le dio un lugar en el consejo olímpico posiblemente debido a su filiación. Como dios de la guerra, Ares solía participar en los conflictos de los mortales. Pero a pesar de su gran fuerza y ​​capacidad de lucha, Ares no siempre salía victorioso en los combates con otros enemigos sobrenaturales.

Fue vencido en varias ocasiones, sobre todo por su hermana Atenea , su medio hermano Hércules (quien le derrotó dos veces), Apolo , quien lo derrotó en un combate de boxeo en los primeros Juegos Olímpicos, y luego fue humillado por Hefesto. Ares también huyó de terror cuando el gigante Tifón atacó el Olimpo por primera vez, aunque la mayoría de los dioses (excepto Zeus) hicieron lo mismo.

Los griegos -y también algunos dioses- nunca confiaron en Ares, quizá porque ni siquiera estaba influenciado por el espíritu de pertenecer a un bando, sino que a veces ayudaba a una parte y a veces a la otra, según le dictaban sus inclinaciones.

Para indignación de Ares, Zeus casó a su hermano Hefesto con la hermosa diosa Afrodita. Afrodita era miserable e infeliz en su matrimonio y ambos comenzaron una relación amorosa. Hefesto descubrió la promiscuidad de su esposa a través de Helios , el dios del sol que todo lo ve.

  • Un día, cuando estaban juntos en la cama, dispuso sobre la cama una sutil red metálica invisible con el poder de inmovilizar a cualquiera, incluyendo a los dioses;
  • Así atrapó a Ares y Afrodita, y llamó a los demás dioses para que fuesen testigos del adulterio y humillarlos;

Sin embargo, Poseidón convenció a Hefesto de que si los dejaba ir, Ares tendría que pagar por su adúlterio en su ofensa.

¿Quién violó a la hija de Ares?

Alcipe es una hija de Ares, el dios de la guerra, y Aglauro, una princesa ateniense, también madre del inventor Dédalo. Su historia cuenta que Alcipe se encontraba descansando en la fuente de Asclepio, cuando Halirrotio, hijo de Poseidón, la violó.

¿Cómo era fisicamente Ares?

Símbolos y apariencia [ editar ] – Ares suele representarse como un hombre joven, con cabellera anástole (al parecer, algo propio de los guerreros helenos) y con rostro y cuerpo sin vello. El carruaje y la antorcha encendida son algunos de sus símbolos.

Ares montaba un carruaje tirado por dos caballos inmortales que volaban y llevaban bridas de oro. [ 27 ] ​ Entre los demás dioses, Ares era representado con una armadura de bronce, lanza , escudo , casco y espada.

[ 28 ] ​ A él estaban consagrados los perros y los buitres [ 29 ] ​ y en Italia, entre los picenos , también los pájaros carpinteros eran aves sagradas de Ares. [ 30 ] ​ Según las Argonáuticas , [ 31 ] ​ los pájaros de Ares ( Ornithes Areioi ) eran una bandada de pájaros cuyas plumas podían lanzar como dardos a los enemigos.

¿Dónde nació Ares?

Ares era en la Antigüedad clásica el dios de la guerra, entendiendo esta actividad como violencia desatada y sin control. Como tal, es representado como un guerrero fuerte, alto y terrorífico, siempre armado y dispuesto para la batalla, amante de las trifulcas y el derramamiento de sangre. NACIMIENTO E INFANCIA Poco sabemos acerca del nacimiento y la infancia del dios de la guerra. La mayoría de los autores antiguos lo citan como hijo de Zeus y Hera, uno de los escasos frutos legítimos de este matrimonio. En alguna tradición se sitúa el lugar de nacimiento de Ares lejos de Grecia, en la tierra de Tracia, donde los bárbaros habrían desarrollado un rico culto a este dios.

You might be interested:  Quien Fue Pedro En La Biblia?

Los griegos no fueron muy devotos seguidores de este dios, al que apenas rindieron culto en algunos santuarios. Los romanos, sin embargo, asimilaron al dios Ares con su propia divinidad de la guerra, Marte, un dios muy popular que estaba en la esencia del carácter romano y que incluso participó en la leyenda de la fundación de Roma como padre de Rómulo y Remo.

Es probable que los tracios, pueblo belicoso e indómito, rindieran un culto preferente a alguna divinidad guerrera, motivo por el cual los griegos habrían atribuido a esta tierra el haber sido la cuna de este dios. Algunos autores, llevados por estos datos, han afirmado que el origen del Ares griego habría estado en Tracia, y que los griegos se habrían limitado a copiarlo de sus vecinos del norte, siendo ésta la causa de que su culto estuviera poco desarrollado en la Hélade.

RELACIONES Y DESCENDENCIA La principal relación que involucró al dios Ares tuvo como compañera a la diosa Afrodita. Pese a que ésta estaba casada con el dios Hefesto, asqueada de la fealdad de su esposo, la diosa del amor no tardó en fijarse en el más apuesto dios de la guerra, Ares.

De este modo, Afrodita y Ares iniciaron una relación adúltera de la que ningún otro dios tenía conocimiento. Sin embargo, el engaño no duró mucho. Helios, dios del sol, que desde lo alto del firmamento contempla todas las actividades de dioses y mortales, descubrió la infidelidad de Afrodita y corrió a la fragua de Hefesto para revelarle al dios el engaño.

Éste, irritado, decidió urdir un engaño para humillar a su esposa y al amante de ésta. En su fragua tejió una red de plata irrompible. En un momento en el que Ares y Afrodita estaban copulando en el lecho, Hefesto les sorprendió y arrojó sobre ellos la red mágica.

Los amantes quedaron atrapados por el artefacto. Hefesto, para humillarles y dejar patente la traición de su esposa, llamó a todos los dioses para que contemplaran sus cuerpos desnudos entrelazados. Afrodita, avergonzada, suplicó a su esposo que la liberara, prometiendo romper su relación con Ares. De estas relaciones adúlteras de Ares con la diosa Afrodita nacieron dos hijos: Fobos y Deimos. Los dos vástagos del dios de la guerra acompañaban a su padre en las batallas, siendo la representación del miedo (Fobos) y del terror (Deimos), dos sentimientos íntimamente relacionados con los conflictos bélicos. Otra de las relaciones amorosas d el dios de la guerra en la Antigüedad está relacionada con la fundación de la ciudad de Roma.

  1. Hefesto, ablandado por las súplicas de su esposa, decidió retirar la red y terminar con el suplicio al que había sometido a los dos amantes;
  2. Los romanos consideraban que el dios Marte era uno de los antepasados de su pueblo, lo cual explicaba el éxito que siempre había acompañado a Roma en su expansión militar por Italia y el Mediterráneo;

Según el mito, Amulio, hermano del rey de Alaba Longa, ciudad del Lacio, arrebató el trono a Númitor, el monarca legítimo. Para evitar que la estirpe de su hermano se perpetuara, Amulio forzó a la única hija de su hermano, Rea Silvia, a que ingresara en el colegio de las vestales, grupo de sacerdotisas consagradas a la diosa Vesta que entre sus muchas obligaciones contaban con la de permanecer vírgenes hasta la muerte.

  • Sin embargo, el dios Marte se enamoró de la joven Rea Silvia y, tras seducirla, la dejó embarazada de una pareja de gemelos;
  • Al enterarse Amulio de este hecho, ordenó a un pastor que abandonara a los dos niños en los campos para que murieran de frío y hambre;

El pastor, de nombre Fáustulo, cumplió con la orden del monarca y depositó a los gemelos en una cesta, que a su vez depositó en el lecho del río Tíber. La cesta fue arrastrada por la corriente hasta que encalló en un lugar cercano a la guarida de una loba.

El animal, atraído por el llanto de los niños, se aproximó y, por instinto maternal, decidió aplacar el hambre de los recién nacidos amamantándoles ella misma. El pastor Fáustulo, arrepentido de su acción, descendió por el curso del Tíber hasta encontrar la cesta abandonada y a la loba alimentando a las criaturas.

Los dos niños recibieron los nombres de Rómulo y Remo, y, tras haber sido criados por Faústulo y su esposa, al llegar a la edad adulta descubrieron su origen regio. Tras matar al rey Amulio y devolver el trono a su abuelo Númitor, Rómulo y Remo decidieron fundar su propia ciudad, a la que pusieron el nombre de Roma. ARES EN EL CICLO TROYANO Durante la guerra de Troya, Ares demostró su carácter impetuoso e irracional, atributos que casan a la perfección con la destrucción gratuita e irreflexiva que patrocinaba esta divinidad. Aunque en un principio se decantó por una alianza con los griegos, sus amores con Afrodita le llevaron a cambiar de bando para apoyar la causa troyana. En este papel, Ares no dudó en enfrentarse en persona a los héroes aqueos, pese a que Zeus había prohibido que los dioses participaran en los combates para evitar la gran mortandad que su poder podría causar.

En ausencia de Aquiles , sólo Diomedes, rey de Argos fue capaz de plantar cara al dios de la guerra. Ayudado por Atenea, su protectora, Diomedes logró herir a Ares con la punta de su lanza, obligando al dios a retirarse al Olimpo para curarse de sus heridas.

Durante la Teomaquia, la lucha de los dioses narrada por Homero en la Ilíada, Ares, aliado de los troyanos, se enfrentó con la diosa Atenea, protectora de los griegos. Este combate tuvo especial relevancia, ya que estas divinidades representaban dos maneras de entender la guerra: de forma brutal y desordenada, Ares; de manera estudiada y metódica, Atenea.

Pese a la superioridad física de Ares, Atenea terminó por doblegarle, alcanzándole con una piedra y derribándole al suelo. ÁMBITO DE INFLUENCIA Y CULTO Los cultos específicamente dedicados al dios Ares fueron muy escasos en la Grecia antigua, hecho que ha motivado alguna teoría según la cual esta divinidad habría sido importada desde otros pueblos, sin llegar a arraigar nunca en las creencias religiosas de los helenos.

Sólo las ciudades que hicieron de la guerra su modo de vida desarrollaron rituales más cuidados en honor a esta figura divina. En Esparta, por ejemplo, tenemos constancia de que se rendía culto a una estatua de este dios en la que se le representaba encadenado, como muestra de que el espíritu de la guerra tenía su residencia en esta polis de forma permanente.

You might be interested:  Cuál Es El Capítulo Más Largo De La Biblia?

¿Quién creó Ares?

Enlaces externos [ editar ] –

  • Wikimedia Commons alberga una categoría multimedia sobre Ares Galaxy.
  • Ares Galaxy en SourceForge (en inglés)
  • Ares Galaxy

¿Cuál es la importancia de Ares?

DIOSES, MITOS Y VIDA RELIGIOSA DE LOS GRIEGOS – 1. Características generales de la religiosidad griega En la antigua Grecia la religión fue un agente integrador de la polis. Los  ciudadanos  mostraban su compromiso con la ciudad al participar en las ceremonias colectivas de carácter cívico.

Por otra parte, las creencias comunes y los santuarios panhelénicos funcionaron como elementos de identidad para el conjunto de los griegos. Hablamos de una religión politeísta. El panteón olímpico se componía de dioses con poderes específicos y relacionados entre sí.

Estos dioses protagonizaban mitos que permitían explicar el mundo. No eran divinidades todopoderosas: cada una tenía competencias específicas reconocidas por sus fieles. Esta especialización en poderes divinos facilitó en Grecia la asimilación de nuevos dioses procedentes de otros pueblos y culturas.

La religiosidad no se basaba en un sentimiento de fe, ni en la exclusión de unos dioses para asumir otros. El recurso a las distintas divinidades que podían ser reconocidas dependía de las circunstancias y predilecciones de los fieles.

Aunque dotados de la inmortalidad y de otros atributos especiales, los dioses tenían personalidad y defectos humanos. Eran de hecho antropomorfos. Sus debilidades propiciaban relaciones conflictivas y hasta disputas entre ellos. Quien Es El Dios Ares Figura 1: Atenea pensativa. Relieve sobre una estela (ca. 460-450 a. Museo de la Acrópolis de Atenas. Dioses olímpicos El panteón griego estaba dominado por los doce dioses olímpicos, presididos por Zeus. La docena estaba formada por diez dioses fijos (Zeus, Hera, Poseidón, Ares, Hermes, Hefesto, Afrodita, Atenea, Apolo y Artemisa) y dos variables, elegidos entre Hades, Dionisos, Deméter y Hestia.

  • Zeus: divinidad celeste, hijo de Cronos y de Rea, nacido en Creta. Hermano de Poseidón y de Hades. Esposo de Hera. Domina a todos los demás dioses y es padre de algunos de ellos. Controla los fenómenos atmosféricos (lluvia, trueno y rayo). Lugares sagrados: Olimpia. Atributos: rayo, cetro y águila. Equivalente romano: Júpiter.
  • Hera: diosa de las mujeres y del matrimonio. Se dedicó a vengar las infidelidades de Zeus. Lugares sagrados: Samos. Atributos: corona, cetro, granada. Equivalente romano: Juno.
  • Poseidón: dios de las aguas. Despierta tempestades y tormentas. Lugares sagrados: Cabo Sunión (Ática), Paestum (Magna Grecia). Atributos: tridente y carro tirado por caballos. Equivalente romano: Neptuno.
  • Ares: dios de la guerra, cruel y violento. Lugares sagrados: Tracia, Tebas, Atenas. Atributos: casco, escudo, armas, carro, antorcha ardiendo. Equivalente romano: Marte.
  • Hermes: dios viajero, mensajero de los dioses. Está relacionado con las fronteras, los caminos, los viajeros y, por extensión, los pastores y comerciantes. Atributos: sombrero de ala ancha, gorro alado, sandalias con alas, caduceo. Equivalente romano: Mercurio.
  • Hefesto: dios del fuego, de los herreros, la forja y los metales. De aspecto feo y lisiado. Lugares sagrados: sobre todo en centros industriales, como Atenas. Atributos: yunque y otros útiles de la forja. Equivalente romano: Vulcano.
  • Afrodita: diosa de origen oriental. Se relaciona con el amor físico, la belleza y la atracción sexual. Lugares sagrados: isla de Citera. Atributos: elementos marinos, conchas, perlas, delfines. Equivalente romano: Venus.
  • Atenea: diosa de la guerra, de la sabiduría, las artes, la justicia y la civilización. Diosa virgen, guerrera pero no tan violenta como Ares. Lugares sagrados: Atenas y otras muchas ciudades del mundo griego. Atributos: yelmo, escudo, égida (piel de cabra) y huso. Equivalente romano: Minerva.
  • Apolo: dios de la música, de las artes, del sol, de la poesía, de la adivinación, del equilibrio y la belleza masculina. Lugares sagrados: Delos, Delfos. Atributos: lira, arco y flechas, laurel y serpiente Pitón. Equivalente romano: Apolo.
  • Artemisa: diosa de origen oriental. Se relaciona con la caza, los bosques y las fieras. Protege a las jóvenes. Lugares sagrados: Delos, Esparta, Éfeso (Diana Efesia). Atributos: perro, cierva, arco y flechas, vestido corto (chitón), luna. Equivalente romano: Diana.
  • Hades: dios de los muertos. Reina en el mundo subterráneo. Apenas se le representa ni se le dedican santuarios (sólo en Elis). Símbolos: el can Cerbero, perro de tres cabezas que vigila la entrada al mundo de los muertos, y el casco que se ponía para salir al exterior.
  • Dionisos: dios del vino, de la embriaguez y el éxtasis. Se desconoce su origen, pero con seguridad no es griego. Patrono del teatro y la agricultura. Se le rendía culto mistérico. Muy venerado por las mujeres: ménades. Lugares sagrados: en toda Grecia, así como en Frigia y Tracia. Símbolos: corona de hiedra y vid, tirso (vara con hojas de hiedra y vid). Equivalente romano: Baco
  • Deméter: diosa de la agricultura, la fecundidad y el amor maternal. Madre de Perséfone. Objeto de culto mistérico. Lugares sagrados: Eleusis. Símbolos: trono, diadema, espigas, antorcha y cetro. Equivalente romano: Ceres
  • Hestia: vigila el fuego del hogar, la casa y la familia y, por extensión, del Estado. Diosa virgen poco aludida en la mitología y poco representada en el arte antiguo (es una divinidad bastante abstracta en el conjunto del panteón griego). Lugares sagrados: abundantes en el mundo griego. Símbolos: fuego, velo y asno. Equivalente romano: Vesta

3. Comunicación entre los fieles y sus dioses Los dioses podían manifestarse a los humanos de forma sutil, por medio de sueños, presagios, oráculos, palabras casuales y vuelo de los pájaros. Para entender bien sus  mensajes  se requería  la  ayuda  de  adivinos, sacerdotes e intérpretes de sueños.

  • Se imaginaba a estos dioses habitando en el Monte Olimpo, donde a veces se reunían para decidir el destino de los hombres;
  • Las desagracias o catástrofes se achacaban a los dioses y era preciso entender sus causas para poder aplacar la furia divina;

Los griegos creían que el destino (moira) de las personas estaba determinado y que apenas se podía cambiar. Los dioses y diosas velaban por la justicia (diké) y castigaban a quienes cometían hybris. Quien Es El Dios Ares Figura 2: Escena de libación. Lekythos de Eretria, ca. 460–450 a. Prácticas de culto a) Ofrendas y sacrificios A los dioses se ofrecía panes, frutos, flores y perfumes, o bien sacrificios cruentos. Éstos últimos podían ser holocaustos, en cuyo caso todo el animal era quemado en el altar y ofrecido a los dioses.

Con frecuencia, sólo se ofrecían y quemaban las vísceras, grasa y huesos. El humo que ascendía al cielo servía de ofrenda y alimento a los dioses. El resto de la carne era consumida en un banquete ritual, en el que sólo participaban los ciudadanos.

Ley sagrada de Mileto. Siglo V a. Lo que deben recibir todos aquellos que compren los sacerdocios: de todo aquello que la ciudad sacrifique, toda la piel, las entrañas, un riñón, un escolio, una porción sagrada y todas las lenguas ¿del grupo?, o las piernas, un trozo de carne, el estómago y el intestino; de la vaca que se sacrifique, dos piernas, las tripas, la sangre  las partes principales; de los sacrificios privados todo lo obtendrán salvo las pieles, de.

  • SIG , 1002 b) Plegarias A través de esta práctica los fieles intentaban contactar con los dioses, con frecuencia para pedirles algún favor;
  • Las oraciones eran muy precisas y exigían la correcta expresión de los nombres y epítetos de los dioses o diosas invocados;
You might be interested:  Que Significa Goku En La Biblia?

Los fieles pronunciaban sus plegarias de pie y en voz alta. Las ocasiones para orar eran múltiples: desde cotidianas, como las comidas o el trabajo en el campo, hasta situaciones solemnes como el inicio de una batalla. Generalmente las plegarias se acompañaban de libaciones.

c) Libaciones Consistían en verter un líquido sobre un ara o sobre el suelo, indicando a quién iba dirigido y por qué se ofrecía. Se usaban vino, leche y miel. Se vertía un poco del líquido contenido en una jarra (oinochoe) en una pátera (phiale) y, a continuación, éste se derramaba sobre un ara o en el suelo.

El líquido podía ser consagrado por completo o sólo una parte (el resto se bebía). Se hacían libaciones en muchas ocasiones: antes de cada banquete (en honor a Dionisos) y de cada sacrificio, así como en los funerales, con motivo de la firma de tratados, etc. Quien Es El Dios Ares Figura 3: Libación sobre un ara. Ca. 480 a. Museo del Louvre. d) Purificaciones Los fieles que pretendían comunicarse con los dioses a través de ritos religiosos debían encontrarse en un estado de pureza, tanto física como espiritual. La purificación podía conseguirse a través de distintos medios.

  1. Este rito podía ser realizado tanto por hombres como por mujeres, a diferencia de los sacrificios, en los que sólo oficiaban ciudadanos varones y adultos;
  2. A la entrada de los santuarios se realizaban abluciones;

Después de un nacimiento o de una defunción dentro de una casa era preciso purificar ésta mediante el sacrificio de un lechón. Cuando los hechos eran más graves, como un asesinato, o cuando afectaban a toda la comunidad, los ritos de purificación eran más complejos.

Organización del culto: santuarios y fiestas La  religión  griega  se  desarrollaba  tanto  en  el  marco  privado  (casa)  como público (ciudad). No había una separación clara entre vida civil y vida religiosa.

Los lugares de culto eran múltiples y diversos: desde pequeños altares dentro de las casas a grandes santuarios panhelénicos. Para  que  un  lugar  fuera  considerado  sagrado  (hieron)  bastaba  con  delimitarlo físicamente, separándolo del ámbito profano.

  1. Un bosque, una fuente o una cueva podían considerarse lugares sagrados, si la presencia divina era percibida en ellos;
  2. La mayoría de los santuarios griegos carecían de construcciones importantes;
  3. El elemento básico era el altar para realizar los sacrificios y ofrendas;

Sólo en el caso de grandes santuarios, que atraían a muchos fieles, se levantaron varios tipos de construcciones: a) templos; b) edificios para guardar las ofrendas (tesoros); c) fuentes para las abluciones; d) pórticos para albergar a los fieles; e) teatros, estadios y gimnasios para las competiciones deportivas asociadas a las fiestas religiosas.

Los templos por lo común no eran los centros donde se desarrollaban los ritos, sino recintos donde se guardaban las estatuas de los dioses y los objetos a ellos consagrados. La religión griega no poseía una iglesia ni un clero organizado que se ocupara de las ceremonias.

Algunos magistrados civiles asumían competencias religiosas. En Atenas el arconte rey, el arconte epónimo y el polemarco organizaban los sacrificios públicos y las fiestas. Además,  cada  año  se  elegía  a  epimeletas  para  que  se  encargaran  de  los  asuntos sagrados.

Por otra parte, los santuarios tenían sacerdotes o sacerdotisas que se ocupaban de su cuidado y gestión. Éstos se quedaban con una parte de los sacrificios y vendían la piel de las víctimas El Estado organizaba diversas celebraciones religiosas, con frecuencia vinculadas al ciclo agrario.

Más o menos un tercio de los días del calendario griego eran festivos. Las celebraciones públicas podían hacerse en el marco de la polis o bien en santuarios panhelénicos. Los ritos consistían en sacrificios, procesiones, banquetes públicos, danzas, competiciones deportivas y certámenes musicales.

a) Santuario de Zeus en Olimpia Se localizaba en la región de Élide, al noroeste del Peloponeso. Su fama se basó en los juegos atléticos que cada cuatro años se celebraban en el mismo coincidiendo con una fiesta religiosa.

Los primeros juegos tuvieron lugar en el 776 a. Durante la celebración se declaraba una tregua sagrada que anunciaban los heraldos por las ciudades. Las ciudades competían entre sí por conseguir triunfos. Las  pruebas  consistían  en  carreras  de  carros,  carreras  a  pie,  salto  de  longitud, lanzamiento de jabalina, lanzamiento de disco y pancracio.

b) Santuario de Apolo en Delfos Situado en la región de Argólida, en la Grecia central. Su fama residía en el oráculo, atendido por una sacerdotisa denominada Pitia. Sentada sobre un trípode la Pitia aspiraba el gas que emanaba de una grieta del suelo y masticaba laurel.

Entraba en trance y pronunciaba palabras y sonidos incoherentes que otros sacerdotes interpretaban y escribían en tablillas. Las respuestas a las preguntas planteadas por los fieles solían ser ambiguas. Quien Es El Dios Ares Figura 5: Oráculo de Delfos Quien Es El Dios Ares Figura 6: Santuario de Delfos. c) Santuario de Asclepio en Epidauro Centro de culto dedicado al dios de la medicina. A este santuario acudían peregrinos enfermos en busca de curación. La sanación se producía a través del sueño. Los sacerdotes interpretaban el significado de lo que soñaban los fieles y les recetaban remedios.

El santuario era un centro milagroso, pero también un hospital. Asimismo, fue un centro en el que se formaron muchos médicos. Héroes y mitos Los héroes eran seres intermedios entre los dioses y los humanos: se les consideraba mortales pero dotados de poderes extraordinarios.

Junto con los dioses aparecen como protagonistas de algunos mitos. Los héroes suelen presentar características comunes: nacen en circunstancias extrañas (a veces fruto de la unión entre un mortal y un dios), luego realizan hazañas de diverso tipo y finalmente mueren de forma violenta.

  • Tras  su  muerte  adquieren  gloria  y  se  convierten  en  genios  tutelares  de  ciudades, pueblos, dinastías o linajes ilustres;
  • Sus centros de culto con frecuencia eran las tumbas donde se les suponía enterrados (heroa);

Este tipo de centros dedicados a héroes locales contribuyó a legitimar el territorio de las póleis y propició la cohesión de las comunidades cívicas correspondientes. Los mitos griegos permitían explicar la naturaleza y la sociedad humana. Eran historias ficticias y fantásticas, aunque en ocasiones podían contener pequeñas porciones de realidad histórica.

¿Cuál es tu dios griego según tu signo zodiacal?

Qué dios griego te corresponde – Por otro lado, si eres del signo Géminis, tu dios griego correspondiente es Hermes, el cual es considerado el más inquieto y travieso, pues le gusta explorar nuevos lugares; si eres del signo Cáncer, tu dios griego es Artemis, el cual refiere a la protección de la naturaleza y los animales.

¿Cuál es el dios de la fuerza?

HANUMAN, EL DIOS DE LA FUERZA.